Destacadas, Sociedad

El Gobierno local pide revertir las viviendas tuteladas de la avenida de las Ciudades y destinarlas a personas mayores

El Gobierno local de Getafe ha pedido a la Comunidad de Madrid la reversión de las viviendas de la Avenida de las Ciudades, de manera que puedan ser de titularidad municipal para destinarse de este modo a las personas mayores de municipio.

El Ejecutivo municipal llevará esta proposición al Pleno del Ayuntamiento, en una petición a la que además añade la necesidad de que la Comunidad de Madrid dote a estas viviendas de los medios suficientes, así como que las familias que son adjudicatarias actualmente y cuenten con necesidad habitacional se incorporen al Plan Vive que ha prometido el Gobierno regional.

Las viviendas fueron construidas tras un acuerdo entre el Ayuntamiento de Getafe y la Comunidad de Madrid, para crear un moderno y novedoso sistema de cohabitación para personas mayores en viviendas tuteladas, de manera que la convivencia y el envejecimiento activo se realizara de manera comunal, al mismo tiempo que se facilitaba la permanencia en su entorno a la persona mayor.

El Ayuntamiento construyó estas viviendas a través de la EMSV, y las entregó al IVIMA, de la Comunidad de Madrid, para tal fin, «para el que nunca se llegó a usar», según apuntan desde el Gobierno municipal.

Como explica el concejal de Mayores, Herminio Vico, “el exalcalde Juan Soler decidió unilateralmente dejar sin este recurso a las personas mayores y destinar las viviendas a otro fin. Desoyó la demanda para contar con espacios residenciales donde poder vivir un envejecimiento digno y activo, ante la escasez, por un lado, de residencias públicas en la ciudad, y por otro lado de la escasa alternativa a las mismas que desde las instituciones públicas se les ofrecía”.

El Gobierno local, junto al Consejo Sectorial de las Personas Mayores, pide revertir estas viviendas, que no se adaptan a las necesidades de las familias en situación de vulnerabilidad que ahora viven allí, toda vez que estaban pensadas para personas mayores, viviendas que en el mejor de los casos contaban con dos habitaciones, dado que, en el proyecto inicial, se contaba con que en cada vivienda habría un mayor, o en su defecto, una pareja de personas mayores.

Igualmente, este proyecto estaba basado en la existencia de espacios y servicios comunes para las personas mayores que son no útiles ni garantizan la necesaria intimidad a las familias que actualmente allí residen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *